Con esto gana Alemania

Resulta inevitable pensar que esto es el futuro. La cultura existente en Brasil, Argentina o Italia va a seguir teniendo un peso mayúsculo. En España el trabajo de formación es magnífico y el alto número de licencias de entrenadores respecto a otros países, como Inglaterra, han situado al fútbol nacional en una posición de ventaja respecto al resto. Pero lo que se está haciendo en Alemania va más allá. Lo que estamos viendo es sólo la punta del iceberg. El triunfo en la Copa del Mundo de 2014, el nacimiento constante de futbolistas talentosos y esta revolución que están protagonizando un nuevo perfil de técnicos en la Bundesliga no parecen más que las primeras consecuencias, tan positivas como sorprendentemente tempranas, de un proceso que sobre todo tendrá impacto en el medio-largo plazo. Todo esto también puede representar sus problemas. Por ejemplo, la uniformidad de estilos e ideas. “La gran mayoría de entrenadores jóvenes que están saliendo son muy fieles a la hegemonía que impuso el éxito del Borussia Dortmund en el país. Equipos muy agresivos y minuciosos a la hora de presionar, que buscan que la transición defensa ataque sea su fase predominante”, nos contaba mismamente el propio Guillermo Valverde, quien también señalaba que Julian Nagelsmann es más completo y versátil. Pero precisamente este punto jamás se ha mostrado como una desventaja para el fútbol alemán.
Encontrarás las novedades sobre camisetas de futbol de clubes y selecciones.
El único aspecto positivo que valoro en un entrenador joven es que tendrá la fuerza y las ganas de preparar los entrenamientos que quizás un entrenador veterano ha perdido. Pero por lo demás, como en otros ámbitos de la vida, la experiencia me parece lo más valioso. Y acortar tanto los plazos no sé hasta qué punto es bueno.”
No creo que se trate de una cuestión de pura edad, Guillermo Ortíz. El tema, a mi parecer, es que la generación más joven es la mejor formada en estos momentos. Los conocimientos teóricos y las metodologías que tienen los entrenadores de menos de 45 años son más avanzados o modernos que las de los entrenadores de los 90. Y por eso marcan diferencias. Pero coincido contigo en que cuando las formaciones se igualen -o sea, cuando estos entrenadores tengan 60 años-, la experiencia volverá a ser el grado separatorio entre lo buenísimo y lo mejor. Pero ahora mismo, las formaciones no están igualadas. Hay una generación mejor preparada que otra.
Yo creo que la génesis de todo esto la tenemos en Jose Mourinho. Su metodología de entrenamiento supuso un cambio radical, un nuevo paradigma. Por su proximidad con Portugal, esta nueva metodología influyó en muchos entrenadores jóvenes españoles. Y, a su vez, estoy convencido de que Mourinho influyó sobremanera en Guardiola, siendo ambos los absolutos referentes de la nueva hornada de técnicos jóvenes que han surgido en España, Alemania y Portugal.
Camisetas de fútbol de selecciones nacionales del Mundial 2018, no te pierdas!
Por lo demás, comentar con respecto al artículo que yo no creo que la juventud en un entrenador sea un factor positivo. De hecho, lo considero negativo. El único aspecto positivo que valoro en un entrenador joven es que tendrá la fuerza y las ganas de preparar los entrenamientos que quizás un entrenador veterano ha perdido. Pero por lo demás, como en otros ámbitos de la vida, la experiencia me parece lo más valioso. Y acortar tanto los plazos no sé hasta qué punto es bueno.

Le gusta sufrir

Empezó con una formación que él conoce bien (el rombo) y que se adaptaba bien a ciertos jugadores clave (Rodri, Trigueros, Fornals), y desde ahí recuperó el potencial ofensivo del equipo. Con el paso del tiempo, ha ido haciendo ajustes para darle mayor solidez defensiva al equipo, y para darle mayor participación a piezas clave como Bacca. Tengo mucha fe en que el Villarreal pueda completar una muy buena segunda mitad de temporada y asegurar puestos europeos.
José Luis Mendilibar tiene un estilo muy propio. Ritmo alto, presión arriba y juego vertical son los tres pilares de un libreto que desde el primer momento encajó muy bien en Ipurúa. En cambio, en este inicio de temporada estaba costando más. La pérdida de ciertos jugadores, sobre todo con la lesión de Pedro León, debilitó los matices de la propuesta. Y se comenzó a dudar. El Eibar dejó de llegar, dejó de apretar y dejó de imprimir velocidad al juego. Pero esto hay que decirlo en pasado. Ya en las últimas jornadas, donde acumula 13 puntos de 15 posibles, con victoria ante el Valencia de Marcelino incluida, el conjunto armero ha recuperado las constantes vitales y competitivas. El regreso de Iván Alejo fue clave. La victoria ante el Betis indispensable. Y, desde estos dos hechos, el resto fue hasta previsible. El Eibar de José Luis Mendilibar ya está de vuelta.
Camisetas de Fútbol de las Selecciones del Mundial 2018.
José Luis Mendilibar: “No sé si el resultado contra el Betis, aquel 5-0, nos hizo creer que podíamos seguir jugando a lo que habíamos jugado los dos últimos años. Hasta entonces, entre que yo acertaba y que los jugadores no estaban, estábamos un poco perdidos. Después de ganar ese partido todos creemos en lo que hacemos. Hoy si en vez apretar y defender en mitad de campo a los dos delanteros del Valencia, si nos metemos más atrás, estoy seguro que nos ganan el partido y que hubiéramos llegado menos. Esa es la idea de fútbol que tengo yo y, por fin, hemos cogido esa idea. La gente sabe qué hacer en cada momento. Se puede perder igual, ojo, pero estamos en el buen camino”.
Al Villarreal de Javi Calleja le estaba costando alcanzar la solidez que venía demostrando las temporadas anteriores. La disposición del rombo, al igual que resultaba exigente en ataque posicional, vaciaba según qué zonas (las bandas) por las que luego el conjunto castellonense sufría en exceso. Sin embargo, contra el Celta, el equipo demostró estar creciendo en ese sentido. Porque aunque es cierto que delante no estaba Aspas y que sólo Emre Mor logró intimidar, también lo es que el Villarreal volvió a demostrar esa solidez defensiva que le había caracterizado en la etapa Marcelino. Manejando muy bien los espacios, llegando bien a las bandas y haciéndose muy fuertes por dentro, el Villarreal hizo bueno el gol de Fornals sin necesidad tampoco de obligarse a generar mucho más.
Encuentra camisetas y equipaciones de la Liga: Real Madrid, Barcelona, Atletico de Madrid, Valencia, Sevilla.
Quique Sánchez Flores: “Es algo que pensábamos hace tiempo: cada vez que David López juega delante, nosotros tenemos otra sensación. Sentimos que es su puesto natural, que ocupa mucho campo y que juega muy bien. Pero es que el físico de los jugadores nos está condicionando mucho.Sea como fuere, lo que vimos hoy, producto de un cambio que entendíamos que precisamente teníamos que hacer hoy, puede tener continuidad, sí.No podemos valorar el encuentro sólo con lo que ha pasado en los últimos diez minutos. Antes hubo ochenta que debemos aprovechar para dar buenas noticias a los chicos. Tenemos que refrescarles con buenas noticias. Hay que rescatarle las cosas buenas que han hecho e intentar huir de ahondar en la herida, porque el próximo viernes toca jugar de nuevo”.

Argentina

Yo quisiera añadir una posible causa de la debacle argentina: la exagerada presión a la que se ven sometidos los jugadores y el entrenador.

Una vez más quisiera criticar la mala prensa sensacionalista. Esto tiene mucho que ver con la trayectoria de Argentina. Ayer, fue un poema y una premonición ver el estrés de Sanpaoli, incluso, al inicio del partido, cuando todavía no se podía decir que Croacia era superior. Ese caminar de un lado a otro, agarrotado, inquieto, acongojado… ¿Qué sensaciones puede transmitir a sus jugadores? Pero no es solo el entrenador. No hay jugador que no parezca tenso, temeroso de la malsana crítica al menor fallo ¿Cómo no va a afectar esto a los jugadores argentinos, incluyendo a Messi? Es más, Messi, jugadorazo pero con un carácter o psique un pelín peculiar, puede verse especialmente afectado por esta tensión ambiental.
Compra en nuestra tienda online botas de fútbol, equipaciones oficiales.
Sé que esto no sucede solo en Argentina. Muchos países sufren la misma tensión. Pero creo que en Argentina llega a extremos patológicos.

Todos tienen la culpa de eso, pero especialmente la prensa de mala calidad. Por eso, Ecos es un oásis entre tanto despropósito.
Ayer la creación de juego de argentina pasaba por enzo y mascherano, creo que no hace falta decir nada mas. mientra duro el doble pivote y la presión alta de argentina hubo alguna posibilidad, no lo hizo del todo mal, muy limitados.Un antes y después fueron los dos factores que hizieron decantar la balanza
1. Error de Willy caballero(Croacia sabe que se puede empatar o ganar y se liberan)
2. Sampaoli quita el doble pivote para ir por el partido, y libera a los crackens Rakitick y Modric. Para mi lee mal el partido Samapoli, primero ir por el partido y después doble pivote

Con lo cual en nuestra retina quedan los últimos 20 minutos que parece que Croacia fue mas de lo que propuso.
Encuentra camisetas y equipaciones de la Liga: Real Madrid, Barcelona, Atletico de Madrid, Valencia, Sevilla.
Messi creo que toco la bola 8 veces en todo el partido mas o menos(Enzo y maschea los mandos), tenia un semi- marcaje al hombre y era ayudado como mínimo por dos compañeros sino tres cuando tenia la pelota, creo que por muy Messi que seas no hay por donde comérselo, así y todo creo alguna situación de peligro.

Para mi Sampaoli tenia jugadores para haber propuesto un futbol mas vertical o de toque y a preferido una prepuesta muy racana.
para mí, subyace tras el partido que vimos ayer: la decadencia del fútbol argentino.
No cabe duda de que en ese país el fútbol es religión, hay una pasión absoluta y, en muchos casos, los asuntos del balón pasan a ser cuestión nacional, especialmente si hablamos de la selección en un país tan nacionalista como este.
En mi opinión, todo esto tiene que ver en última instancia con ese tema que tanto y tanto da que hablar, el verdadero leitmotiv del fútbol en las últimas tres décadas: el paso del fútbol tradicional hacia el que hemos venido a denominar el “fútbol moderno”. Llegado a este punto me gustaría dar el crédito al gran Axel Torres en su entrevista a Ecos del Balón de hace un año, en la que expresaba que el fútbol no solo no nació como negocio, sino que no nació como espectáculo (para mí lo segundo fue predecesor de lo primero sin lugar a dudas).

Argentina

El partido de ayer es sólo el punto más alto (o más bajo) de que el contexto ha engullido y ha agotado a Messi. Son muchísimos factores des de hace varios años que ayer le hicieron tocar fondo. La eterna comparación con Maradona, la frustración de perder varias finales, su carácter introvertido que no casa con el sentir argentino, la pésima dirección deportiva de la AFA que ha ido pegando bandazos con el tema entrenador y que ha provocado que des de que se fue Sabella ningún entrenador haya podido implantar un sistema y darle consistencia (mención aparte al siempre olvidado tema de poner a Maradona de seleccionador en el mundial de 2010 donde había el Messi más indefendible). Y evidentemente la presión infernal de la afición argentina que no entiende que con esa ansiedad fanática casi caricaturesca sobre el equipo lo único que ha provocado es que nunca ningún jugador haya podido rendir a su nivel real. Es cierto que Argentina tiene peor equipo que otros años y que quizás nunca ha terminado de potenciar a Messi pero no tiene ni mucho menos una mala selección, pero el contexto los ha arrollado por completo.
Camisetas oficiales, equipaciones completas, botas de fútbol, chandals, sudaderas y chaquetas.
No vi el partido pero veo que todos señalan que Messi no estuvo pero la clave es que no es ni mucho menos sorprendente que pasara. La exigencia en Argentina sobre el 10 ha llegado a unas cotas tan sumamente altas que se han vuelto rídiculas. En el Barça a Leo también se le exige que sea el mejor y creo que la diferencia no es tanto en que los jugadores sean mejores o que el sistema táctico esté más trabajado para potenciarle sino que Leo podría fallar un penalti en unas semifinales de la Champions League y tras los 3 segundos de disgusto, el Camp Nou gritaría su nombre hasta desgañistarse. Ahí para mi es dónde está la gran diferencia.
Yo quisiera añadir una posible causa de la debacle argentina: la exagerada presión a la que se ven sometidos los jugadores y el entrenador.

Una vez más quisiera criticar la mala prensa sensacionalista. Esto tiene mucho que ver con la trayectoria de Argentina. Ayer, fue un poema y una premonición ver el estrés de Sanpaoli, incluso, al inicio del partido, cuando todavía no se podía decir que Croacia era superior. Ese caminar de un lado a otro, agarrotado, inquieto, acongojado… ¿Qué sensaciones puede transmitir a sus jugadores? Pero no es solo el entrenador. No hay jugador que no parezca tenso, temeroso de la malsana crítica al menor fallo ¿Cómo no va a afectar esto a los jugadores argentinos, incluyendo a Messi? Es más, Messi, jugadorazo pero con un carácter o psique un pelín peculiar, puede verse especialmente afectado por esta tensión ambiental.
Encuentra zapatillas y botas de fútbol baratas:Magista, Mercurial superfly, Tiempo.
Sé que esto no sucede solo en Argentina. Muchos países sufren la misma tensión. Pero creo que en Argentina llega a extremos patológicos.

Todos tienen la culpa de eso, pero especialmente la prensa de mala calidad. Por eso, Ecos es un oásis entre tanto despropósito.